ALEXA XT en X-MEN

ALEXA XT en X-MEN

Los X-Men -esos superhéroes mutantes de Marvel creados por Stan Lee y Jack Kirby- han sufrido una tremenda transformación al pasar del cómic al largometraje ya desde que el director Bryan Singer estuviera al mando del primer filme de los X-Men en 2000.

Trailer: X-MEN: DÍAS DEL FUTURO PASADO

Dirigida por Bryan Singer, X-MEN: DÍAS DEL FUTURO PASADO en 3D es el séptimo film en la serie X-Men de Marvel. El camarógrafo Newton Thomas Sigel, ASC, quien había trabajado con la ALEXA en los anteriores EL SÉPTIMO HIJO y DRIVE, eligió usar la ALEXA M así como la recientemente lanzada ALEXA XT, con ARRIRAW incorporado.

Ahora, 14 años más tarde, se está lanzando el séptimo filme de la serie: X-MEN: DÍAS DEL FUTURO PASADO en 3D. Fue dirigido nuevamente por Bryan Singer y esta vez incluyó al director de fotografía Newton Thomas Sigel, ASC, quien rodó con cámaras ALEXA tal como lo había hecho en los anteriores EL SÉPTIMO HIJO y DRIVE. “Soy un fan de la ALEXA y realmente me gusta el look”, dice. “Para Bryan y para mí la ALEXA ha sido casi como el camino para lograr el look que nos gusta en cinta de cine”.

Singer deseaba rodar el 3D estereoscópico nativo, lo que significó que se necesitarían rigs 3D ágiles y compactos. “La ALEXA M estaba en el mercado y ya ha sido probada en campo por lo que decidimos que así procederíamos”, dice Sigel, indicando que el tamaño más reducido de la ALEXA M fue una gran ventaja. La unidad principal de rodaje llevaba tres rigs 3D lo que totalizaba seis cámaras ALEXA M.

Asimismo, ARRI acababa de anunciar la ALEXA XT, que ofrece grabación ARRIRAW incorporada, filtros internos ND (Full Spectrum ND) y datos de lentes para efectos especiales entre otras prestaciones, y a Sigel le gustó lo que vio. “Lo que ha hecho a la ALEXA tan popular es el hermoso look que se obtiene con ella”, dice el realizador, que la considera tan buena que adquirió una. “La caída es tan sutil y suave. Iba obteniendo el mismo hermoso look excepto en máxima resolución y con un perfil más pequeño”.

La ALEXA tiene una iluminación muy bonita y una hermosa gama de colores.

Sigel utilizó las ALEXA XT para el trabajo 2D de dicha producción, incluyendo la 2da unidad. “El trabajo 2D tendía a ser fotografía de acción y no podía ser capturada en 3D”, explica. “Se convirtió a 3D en post y cubre unos 20 minutos de la película”. Sigel valoró mucho la flexibilidad y sencillez del ARRIRAW incorporado en la XT. “No necesité una grabadora o cableado extra”, comenta.

X-MEN: DÍAS DEL FUTURO PASADO se desarrolla en dos marcos temporales: las escenas ubicadas en el futuro tienen un look más frío de tono azul-cian mientras que las escenas en el pasado tienen un look más cálido, des-saturado. “Una de las cosas grandiosas de la ALEXA es que al crear una imagen raw tan hermosa uno cuenta con mucho espacio para mover la imagen en una dirección u otra en post”, dice Sigel. “La ALEXA tiene una iluminación muy bonita y un rango de color hermoso, de forma que pueden hacerse sutiles manipulaciones y luce muy orgánico más que electrónico. Fue uno de los factores que marcaron la diferencia de utilizar la ALEXA”.

El filme incorpora aproximadamente 1200 efectos visuales. “Rodamos con pantalla verde como extensiones de los sets ya existentes”, comenta Sigel. “Y la ALEXA es muy bella para el trabajo con pantalla verde”. Para una secuencia que se desarrolla en el césped frente a la Casa Blanca, se levantó una enorme pantalla verde para contener a los muchos actores involucrados en la acción. Más tarde, el departamento de efectos especiales remplazó la pantalla verde con los fondos de la Casa Blanca en cada toma.

La ALEXA es hermosa para el trabajo con pantalla verde

La sensibilidad a la luz baja de la ALEXA también fue una ventaja importante para el 3D nativo del filme. “Debido al espejo pierdes un stop en 3D, por lo que contar con toda esa latitud extra con la ALEXA fue un plus”, indica Sigel. “Definitivamente, pienso que en general pudimos utilizar instrumentos de iluminación más pequeños que los que habríamos usado en el pasado”.

X-MEN: DÍAS DEL FUTURO PASADO planteó una serie de desafíos complicados: 3D nativo, efectos especiales pesados y looks diferentes. La ALEXA M y la ALEXA XT salieron airosas de tales desafíos. “Obtuve resultados realmente buenos y no he hallado nada mejor”, dice Sigel. “Es mi cámara favorita”.

Debra Kaufman